Noches

Escrito por
| 138 | 2 Comentarios

Hay calles mojadas porque los barrenderos se afanan en borrar con sus mangueras las pistas de la noche que comienza a extinguirse. Hay farolas que escupen una luz pobretona y amarilla. Hay cicatrices en las fachadas de los edificios que amenazan ruina. Hay taxis conducidos por taxistas aburridos. Hay mujeres que fuman y esperan a que cualquier coche las rescate del frío. Mujeres que huelen a sudor y a perfume barato. Mujeres que cobran por mentir, que mienten para sobrevivir y que sobreviven por coraje.
Hay bares que aún no han cerrado. Hay quioscos de prensa que se desperezan. Hay un par de policías entrando al reservado de un puticlub. Hay estudiantes insomnes por culpa del mal de amores. Hay soldados vigilando las cámaras de las puertas de los cuarteles. Hay un voyeur en la azotea. Hay pocas estrellas en el cielo. Hay cristales rotos, jeringuillas, condones usados, una hoguera a punto de apagarse y el chasis de una moto carbonizada en un descampado.
Hay gente abarrotando las urgencias de los hospitales. Hay fuentes sin agua y palomas descansando sobre las gárgolas de la catedral. Hay un yonki metiéndose un pico en un portal. Hay una sombra moviéndose como una serpiente por los callejones poco iluminados. Hay un mirador repleto de coches con las ventanillas empañadas por el vaho. Hay aparcamientos libres en el centro. Hay muchachos que dormitan tras los cristales blindados de las gasolineras.
Hay despertadores a punto de sonar. Hay autovías desiertas, olor a pan recién hecho, madres que esperan a sus hijos, hijos esnifando ketamina en el servicio de una discoteca. Hay farmacias de guardia, hoteles discretos, mendigos en los cajeros automáticos. Hay parques que parecen cementerios.
Hay noches, como la de hoy, en las que regreso a mi casa con todo el peso del fracaso sobre mis espaldas. Noches en las que, una vez más, no supe llevarme a la chica más guapa del bar. Tampoco a la más puta. Noches en las que el camino hasta mi casa es eterno. Noches en las que camino solo, con pasos deliberadamente cortos, sin prisa por llegar.
Hay noches, como esta, en las que el frío se mete en los huesos y duele. Aunque no sé si esta noche es el frío o la soledad lo que se me ha clavado en los huesos. La cuestión es que es de noche y duele.

 

CxF

Comentarios

  1. Profile photo of Carmen

    Carmen

    8 enero, 2012

    “Hay noches, como esta, en las que el frío se mete en los huesos y duele. Aunque no sé si esta noche es el frío o la soledad lo que se me ha clavado en los huesos. La cuestión es que es de noche y duele”
    Me gusta la sencillez con que expresas las cosas. Tus lecturas no dejan indiferente!
    Te sigo.
    Saludos!

  2. Profile photo of Luna.de.lobos

    Luna.de.lobos

    8 enero, 2012

    Maravillosa la descripción de una noche; de una noche de otro fracaso.
    “Mujeres que cobran por mentir, que mienten para sobrevivir y que sobreviven por coraje.”
    Muy bella la frase final.
    Un abrazo,
    Luna

Escribir un comentario

Currently you have JavaScript disabled. In order to post comments, please make sure JavaScript and Cookies are enabled, and reload the page. Click here for instructions on how to enable JavaScript in your browser.