Eterno corazón de Mowgli

Escrito por
| 117 | 1 Comentario

Esta es la historia
De Mowgli
El niño oveja

Luis Hernández

 

He destapado el champagne que tenía guardado. He encendido el cigarro. He puesto la colección de Sanz que me regalaste. Y  tú te preguntarás por qué tanta cosa, porque tanta vaina, porque tanta huachafada. Perfecto, cool. Te pasaré a contar.

He destapado mi champagne porque jamás contigo tuve la oportunidad de brindar con un champagne tan exquisito como éste, pero sobre todo, para que el licor aniquile tu recuerdo. Elegí que este trago dulce y fino me hará olvidarte. Pero por qué, te preguntarás sorprendida. He decidido tomar la decisión de sacarte de todos los rincones de mi vida, porque ya sé que estás con otro chico; un chico rubio, americano, alto, guapo, que no llega a los veinte. Es por eso que te quiero olvidar, porque ya no quiero que hieras más a éste corazón de Mowgli que tan arrebatado para últimamente.

He encendido el cigarro para que tus recuerdos se vayan como se va este humo juguetón a los aires, para que me haga olvidar las noches y tardes en que hacíamos el amor revolcándonos entre sabanas de hotel recién lavadas. He encendido mi cigarro para poder olvidarte, porque éste ritual lo escogí yo.

He puesto el Cd de Sanz que me regalaste, porque es lo único que pienso conservar de ti, porque su voz me hará tropezar por las sendas del olvido, pero te olvidaré, o haré que te olvido, sólo para no hacerte daño. La espera es larga, recién voy en el track 3. Si tú me miras/ si tú me miras/ nos amaremos en la justa oscuridad. Quizás nos amaremos o mejor dicho te amaré en la oscuridad de mi silencio, cuando en un arrebato de nostalgia me llegue a la memoria esa tonta esa risa, esa alegría, ese temblor del alma.

Y, así pues niña dulce, he decidido olvidarte. Para que seas feliz, para que no cometas los mismos errores, para que no me guardes rencor, para que me tengas en tu mente como el primer hombre en tu vida, que ahora se va, por dios sabe dónde.

Escribí 50 cartas a mano, quizás te las mande. Un último obsequio, una última nostalgia. Te he bloqueado de todo, es mejor, así no tendré la tentación de ver alguna foto tuya o saber cómo estás. Sabes me duele esto, pero es lo mejor. He de prometer eterna frialdad. Porque te alejas/ Porque me cuesta comprender/ porque eres parte de mi ayer/ Me desespero que también yo lo he sufrido/ en este tiempo sin vernos como te he echado de menos.

Es asi que mi eterno corazón de Mowgli destruido me ha pedido una tregua justa, que pienso dársela, brindarle la oportunidad que no nos hemos dado por esperarte. Pero mira, acabas destruyendo esa posibilidad porque ahora estás feliz con ese rubicundo con pinta de actor de cine.  Y aunque quizás él no te haga reír, ni te haga sonrojar, ni se ruborice, ni se ponga  tan celoso, ni baile salsa.  Oye, ya entendí tu felicidad, ya entendí que estás súper feliz y súper enamorada. No lo quería creer, pero tu hermana me lo contó una noche terca que llame como un imbécil.

Estás feliz y no quiero ser egoísta y malograrte la felicidad con mis tonteras, total yo me las puedo arreglar solo, tengo alma de cholo, ya he aprendido bastante a eso de aguantar.

Y, ahora paso un poco de éste espumante rosado y se me acalambra el cuerpo. Los recuerdos vienen como pajarillos que se tropiezan, el sonido del mar barranquino, la primera cena, la primera tarde juntos aquel 19, las angustias, la mayonesa. Pero es en vano, esos recuerdos que ahora ya sepultaste.

Ahora, te puedo prometer, que cuándo quiera escribirte, lo haré a mano y luego quemaré todo. Se va la vida, se va todo. Desapareceré, será mejor. Es  en serio.

 

Dove vai principessa.

 

Cuidate.

Comentarios

  1. Avatar de Rosa Calzado

    Rosa Calzado

    20 abril, 2012

    Las palabras del corazón no entienden ni de técnica, ni de reglas, salen como la espuma desesperada del champagne si lo agitas demasiado. Enhorabuena, es una despedida-declaración preciosa.

    Nos leemos

Escribir un comentario

Currently you have JavaScript disabled. In order to post comments, please make sure JavaScript and Cookies are enabled, and reload the page. Click here for instructions on how to enable JavaScript in your browser.