Blanca

Escrito por
| 728 21 |

    Blanca es la mujer más linda del pueblo. Su ser es perfecto y cuando sonríe, todo se ilumina a su alrededor. Amplia, franca, graciosa y angelical. Así es.

    La mayoría de los hombres del lugar están enamorados. Ella se mantiene sola hasta que un joven y exitoso comerciante del lugar se gana su corazón. Se casan y tienen dos hermosos niños. La vida transcurre feliz y sin sobresaltos, la pareja se ama profundamente, los niños crecen felices y sanos y el negocio de zapatos es cada vez más rentable.

    Un día, su esposo debe viajar de urgencia a otra ciudad. Negocios. Volverá en horas de la noche del día siguiente. Se queda sola con los niños.

    El día transcurre sin mayores novedades, toma la cena con sus hijos, los acuesta y luego de un baño reparador se va a dormir.

    A media noche, los golpes en la puerta la sobresaltan. Asustada observa por la mirilla y ve a un extraño joven. Por supuesto que no abre y regresa a su cama. Se queda alerta un rato hasta que el sueño la vence.

    Comienza a soñar.

    Está en su casa. Un joven llama a la puerta. Ella está en su cuarto, adormilada cuando de pronto ve a alguien parado al lado de su cama. No se asusta.

    “¿Cómo te llamas?” pregunta. “Pedro” responde el extraño. “¿Quién eres, de donde vienes, que te pasó, que hacías en  mi puerta?”.

    “Blanca, vengo de un lugar muy lejano, no soy nadie aquí y no tengo a nadie en este mundo. Soy un eterno vagabundo que recorre los pueblos en busca de gente sola. Una vez que las encuentro, las mato”.

    El espanto que le causa a Blanca esa frase la abruma de tal forma que se despierta gritando.

    Pero al abrir los ojos lo ve, está frente a ella, mirándola. Sus ojos producen escalofríos, terror. Blanca intenta correr hacia la puerta pero no lo logra. Algo la aferra por los brazos, la eleva en el aire y comienza a flotar en el dormitorio. Las sombras toman forma y vuelan de una punta a la otra del cuarto. Hasta que todo se detiene y Blanca, aún en el aire, comienza a ver como su alma sale de su cuerpo. Llora.

    El cuerpo de la mujer sigue flotando en el aire sin alma. Es entonces que  Pedro suelta su alma renegrida y se mete en el cuerpo de Blanca que deja de flotar para recostarse en la cama.

    A su vez, el cuerpo sin alma del extraño cae y toma la forma de la mujer que está tirada en el piso del baño muerta.

    Parte inmediatamente de la casa.

    Viaja un par de días hasta que llega a un nuevo pueblo. Noche calurosa.

    El Bar está colmado de gente. El bullicio es enorme. Hay gente bailando entre las mesas. La banda de rock crea un ambiente maravilloso.

    Hasta que hace su aparición.

    Hombres, mujeres, jóvenes, no tan jóvenes y adultos no pueden sacarle la vista de encima.

    30 años, cabello rojo muy largo y brillante, ojos verdes, labios con un rojo furioso, cara de muñeca de porcelana, blanca, algo pálida, muy alta, un vestido rojo muy ajustado, que permite admirar unas esplendidas curvas y unas largas piernas, zapatos con tacos muy altos. Y el perfume tan intenso y seductor que logra un enamoramiento instantáneo. Ella pasa y el perfume queda.

    Baja la escalera ante la mirada atónita de todos, los hombres atontados y las mujeres admirando y envidiando a la desconocida.

    Se sienta en la barra. La gente regresa a lo que estaba haciendo pero cada tanto la vista se desvía hacia la bellísima mujer. Pero nadie se acerca. Intimida.

    ”Hola, ¿Que vas a tomar muñeca?” le pregunta el barman.

    “Hola” responde la dama con una voz sumamente sensual. “Un vaso de agua y no me llames muñeca. Por favor”.

    “Bueno, pero al menos dime tu nombre”.

    Piensa un momento y responde: “Bla…Stefanía, si, me llamo Stefanía”.

    “Bello nombre Stefanía aunque no me digas la verdad”. Y continúa. “Te veo por primera vez aquí.”

    “Así es. Una amiga me dijo que es un buen lugar para encontrar hombres solos, sin compromisos, sin nadie que los espere en sus casas.”

    “Hay de todo, búscalos” dice el barman y vuelve a sus tareas. Mientras, Blanca mira hacia todos lados hasta que ve a un hombre solo, en el rincón más alejado, de unos 40 años, mal trazado, cara extraña, ojos perdidos, muy delgado. “¿Quién es aquel?”, le pregunta al barman.

    Sorprendido le responde: “Se llama Honorio. Hablé una vez con él. Ha venido todas las noches desde que abrió este lugar. Siempre está solo, jamás se lo ve conversando con nadie. Es excesivamente tímido. Llega a las 23.00 hs. todas las noches, se sienta en esa mesa, toma un Cuba libre, mientras lo bebe mira a la banda y a las 01.00 hs. se va.”

    “Me encanta” dice Stefanía. “Enferma”, dice el barman en voz baja y contrariado.

    Inmediatamente se levanta de su asiento y se dirige hasta el lugar donde se encuentra Honorio.

    Se le acerca y le dice con su mejor voz: “Hola, soy Stefanía” “¿Puedo sentarme?”

    Honorio la mira y se echa para atrás del asombro y del susto. Se acomoda y le responde que si.

    El muchacho no puede creer que semejante mujer esté sentada en su mesa. Rojo de vergüenza le pregunta: “¿Necesita algo señorita?”.

    “Si, necesito irme contigo a un hotel ya. Me enloqueces”.

    “¿Yo, señorita?” “No puede ser, está usted equivocada. Míreme bien”.

    “No perdamos más tiempo por favor, salgamos de acá. A dos cuadras tenemos un hotel para pasar la noche”.

    Honorio está desconcertado. No puede creer lo que le está ocurriendo. Por otro lado piensa: “Al fin dejaré de ser virgen”.

    Responde entonces: “Bueno, si usted insiste, vamos”. Y pregunta: “¿Cuanto me va a cobrar? La mujer lo mira, sonríe y le dice: “Yo te voy a pagar a ti”. Lo toma de la mano y salen.

    Asombro, incredulidad y estupor en la concurrencia. Nadie puede creer que el viejo Honorio salga del Bar con la bella desconocida.

    Ya en la calle, caminan las dos cuadras sin hablar.

    Entran al hotel, las atiende una recepcionista algo anciana y con un parche en el ojo. Rentan un cuarto y suben por la escalera: piso 2 habitación 606.

    Una vez adentro, la dama comienza a desnudarse.

    Se acuesta en la cama totalmente desnuda y le hace la seña a su amante para que se desvista y se acueste a su lado. Le hace caso. Ninguno habla.

    Quedan enfrentados, desnudos, tirados en la cama. No se tocan, solo se miran a los ojos, profundamente.

    Debajo de una de las almohadas hay un cuchillo y entre las ropas un revolver…

    Está todo en silencio hasta que dos disparos estallan en la noche.

    La anciana sube presurosa al cuarto 606, abre la puerta y se encuentra con un espectáculo macabro.

    Honorio está tendido en el piso y con el cuello cortado, muerto. Solo.  Tiene un arma en su mano derecha. Dos balas perforaron el colchón. Ni rastros de su acompañante. La policía se encarga del cuerpo. Las investigaciones no prosperaron.

    Tres meses pasaron de aquella noche.

    Noche fría en aquel pueblo.

    Entra a la taberna.

    Mira hacia todos lados. Está solo en la punta de la barra. Se acerca y le dice con una voz muy sensual: “Hola, me llamo Stefanía, ¿puedo sentarme?”…

    En otro lugar, lejos de aquella taberna, un alma vaga por el cementerio en medio de la noche buscando su tumba.

    La encuentra. En la lápida reza: “Blanca, tus hijos y tu esposo te amarán por siempre. Descansa en Paz.”

    Sufre. Y deja una frase hecha con flores frente a su lápida.

    “En cuanto pueda lo haré. Blanca”

     

     

     

     

     

     

     

     

    Comentarios

    1. Avatar de

      volivar

      12 agosto, 2012

      Richard: eres tremendo escritor; resulta que me levanto hoy a las cinco de la mañana; abro Falsaria, y en casi portada en primer lugar veo tu cuento; empiezo a leer, y los pelos se me engrifan al llegar al párrafo en donde Blanca tiene el encuentro con el extraño joven y al seguir… ay, amigo, hasta mi café se derrama. Qué terrible que en lugar de una hermosa escena de amor en el cuarto número 606 suceda eso que la policía nunca pudo dilucidar.
      Temblando oprimo el botón del corazoncito rojo.
      Volivar

      • Avatar de Richard

        Richard

        13 agosto, 2012

        Mi buen amigo.
        ¿Como agradecer todo lo que has hecho por mi en este espacio?
        Tu apoyo ha sido enorme, tu aliento descomunal.
        Y a pesar de la distancia, puedo darme cuenta que además de un gran escritor, eres una buena persona.
        Un gran abrazo.

    2. Avatar de Cenicienta-literaria

      Cenicienta-literaria

      12 agosto, 2012

      Original; me asombra la facilicidad que tienes para crear historias fascinantes, llenas de intriga y con finales inesperados.
      Muchas felicidades. Un beso, y por supuesto, mi voto.

      • Avatar de Richard

        Richard

        13 agosto, 2012

        Hola Cenicienta.
        Como siempre una alegría enorme tu presencia en este espacio.
        Y sigo pensando como agradecerle a una dama de la literatura como vos.
        Muchas gracias desde el corazón.
        Besos.
        Muchos.

    3. Caro

      12 agosto, 2012

      Un viaje de emociones Richard. Me gustó y va mi voto.

    4. Avatar de Caro

      Caro

      12 agosto, 2012

      Un viaje de emociones, felictaciones y va mi voto.

      • Avatar de Richard

        Richard

        13 agosto, 2012

        Hola Caro.
        Es maravilloso recibir tus comentarios.
        Muchas gracias.
        Un gran beso.

    5. Avatar de oscardacunha

      oscardacunha

      12 agosto, 2012

      En cuanto veo tu firma, me siento lo más cómodo posible y leo despacio, sé que voy a disfrutar. Una vez más, de la mano de tu imaginación, un relato inquietante, como siempre navegando entre ambas orillas, de la realidad al más allá.
      Magnífico Richard, mi felicitación y un abrazo.

      • Avatar de Richard

        Richard

        13 agosto, 2012

        ¡Que orgullo para mi saber lo que hace un genio como vos para leer mis historias.!
        Muchas gracias por todo.
        Un gran abrazo.

    6. Avatar de 1000Luna

      1000Luna

      12 agosto, 2012

      Genial historia Richard. Directa e inquietante de principio a fin. Como dice Oscar, navegando entre la realidad y ese desconocido más allá que tanto atrae. Me ha gustado mucho.

      Un abrazo y mi voto :-)

      • Avatar de Richard

        Richard

        13 agosto, 2012

        Hola Luna.
        Muchas gracias por tus palabras. Me hacen sentir muy bien.
        Y el más allá, para mi no está tan lejos. Si profundizamos y observamos con mayor detenimiento a nuestro alrededor…
        Un beso enorme.

    7. Avatar de El Moli

      El Moli

      13 agosto, 2012

      ¡………………………………….!
      No se que más puedo decir, amigo me dejaste sin palabras.
      Un abrazo.

      • Avatar de Richard

        Richard

        13 agosto, 2012

        Cuando dijiste AMIGO, dijiste todo. Con esa palabra me alcanza.
        Muchas gracias.
        Un gran abrazo amigo.

    8. Avatar de Rafael Baralt

      Rafael Baralt

      13 agosto, 2012

      Creo que los compañeros ya lo dijeron todo. Tienes mucha inventiva a la hora de escribir y eso te hace sobresalir. Felicitaciones y voto.

      Saludos,

      Rafael

      • Avatar de Richard

        Richard

        13 agosto, 2012

        Hola Rafael.
        Muchas gracias.
        Aunque lo que más agradezco es haber encontrado en este espacio, buena gente. Como vos y tantos otros.
        Un abrazo.

    9. Avatar de Ereshkigal

      Ereshkigal

      15 agosto, 2012

      Magnifico, me has tenido enganchada de principio a fin con esta historia. Te dejo mi voto, por supuesto.

      • Avatar de Richard

        Richard

        16 agosto, 2012

        Hola.
        Muchisimas gracias por tus comentarios.
        Y bienvenida a este espacio.
        Un beso.

    10. Avatar de Lidyfeliz

      Lidyfeliz

      17 agosto, 2012

      Mucho suspenso, miedo y un ambiente fantasmal que atrapa, Richard. Me gustó. Te felicito. Mi voto

      • Avatar de Richard

        Richard

        18 agosto, 2012

        Muchas gracias Lydyfeliz.
        Un honor recibir tus comentarios.
        Un beso.

    11. Avatar de VIMON

      VIMON

      20 agosto, 2012

      Una imaginacion desbordante, Richard, cada dia me sorprendes mas. Sinceras felicitaciones, un abrazo amistoso y mi voto incondicional.

      • Avatar de Richard

        Richard

        20 agosto, 2012

        Hola Vimon.
        Muchas gracias.
        Fuiste el primero que me recibió en este espacio por lo que tienen un valor especial tus comentarios.
        Un abrazo.

    Escribir un comentario