La nostalgia de un domingo de lluvia

Escrito por
| 83 | 1 Comentario

El viejito se sentó en su silla de madera y sólo esperó. Vio el vaivén de los árboles y las hojas que volaban en su chacra humilde y con agrado aspiró el aroma de la tierra mojada y escuchó las gotas que empezaron a golpear el techo de zinc.
Él esperaba con ansias ese sonido, porque le traía recuerdos hermosos de cuando era niño y la sonrisa de su madre que bajo ese mismo porche, lo arropaba hasta dormir.
La lluvia era constante, cristalina, fuerte y hermosa.

Y el viejito sólo escuchaba sonriendo. En un segundo, abrió los ojos y miró a su alrededor, vio la inmensidad del verde que lo rodeaba y supo que ya no había más que hacer, se recostó en una almohada y simplemente, se sintió arropado, hasta dormir…

Comentarios

  1. Profile photo of nanky

    nanky

    5 noviembre, 2012

    Buen micro, con un excelente final.

Escribir un comentario

Currently you have JavaScript disabled. In order to post comments, please make sure JavaScript and Cookies are enabled, and reload the page. Click here for instructions on how to enable JavaScript in your browser.