El imperio perdido

Escrito por
| 20 | 1 Comentario

En los años más antiguo del planeta Tierra, una gran civilización pobló la misma cubriendo toda su superficie terrestre. Estos escapando de la destrucción de su planeta, llamado Jacter, ubicado en el más infinito lugar del espacio. El planeta de esta civilización era en aquel entonces el único con seres extraterrestres, porque ya contaba con más años que la tierra en la Vía Láctea. Cuando escaparon estos seres con gran inteligencia de Jacter, tenían planeado venir a la tierra, ya creada por aquel entonces. Al llegar se encontraron con algo que ellos no conocían, el agua y la mismísima tierra y la vegetación, ya que su planeta era como la superficie de la Luna, y se alimentaban de un tipo de energía que rondaba en su mundo. En ese entonces, ellos empezaron a estudiar con su inteligencia y sus herramientas todo el planeta, investigando si pudiesen vivir en él por siempre. El resultado obtenido fue positivo ya que ésta civilización existió por siempre sin conocer la muerte. Luego de años en este nuevo hogar que el universo les había dado, en ese tiempo produjeron a gran escala variedades diferentes de alimentos, algunos de los cuales estaban guardados en reservorios especiales y otros a punto de dar sus frutos. Todo iba de maravilla hasta que un día un par de meteoritos se dirigían a la tierra, ellos no sabían lo que se les aproximaba porque no tenían ni idea y como si nada siguieron trabajando, cuando de pronto, llegaron los primeros impactos y ahí si reconocieron el peligro pero ya era tarde para escapar. Después del horrible episodio, la civilización había casi desaparecido de la faz del planeta; sólo un chico milagrosamente se había salvado, los otros ya no estaban, con sólo 9 años se dio cuenta que era el único sobreviviente, en años posteriores vivió de lo que la naturaleza le daba. Después de 50 años de vida sólo en el planeta, se dio cuenta que no era el mismo y cómo padecía problemas de salud se preguntaba -¿Por qué me siento de esta manera?-, ya con pocas fuerzas física y sin mucha voluntad para vivir, el extraterrestre experimenta la muerte. Miles de millones y millones de años después un arqueólogo en el año 1840 encuentra a este hombre que había muerto en aquella época, que había existido en los periodos más jóvenes del planeta. Y estudio porque su cuerpo no poseía arrugas como un anciano, los resultados para él fueron sorprendentes, descubrió que no era un ser humano cualquiera sino que era un visitante de otro lugar del espacio, y al concluir con su investigación registro en su cuaderno qué un imperio de extraterrestres vivió durante las etapas más jóvenes del planeta. El mismo arqueólogo no comunicó esto al mundo sino que redactó un libro de este hallazgo pero lo guardo sólo para él. Años posteriores, un científico compro el terreno del arqueólogo y antes de construir su casa se había puesto a rastrillar dormitorio por dormitorio de aquel antiguo hogar y encontró un libro, llamado «visitas del más allá», luego el tipo lo leyó, se impresionó e izo ejemplares y así recorrió el mundo entero. Analizando su contenido el científico se puso a deducir lo que mencionaba sobre la civilización que jamás nunca había experimentado la muerte, tratando de ver si había algún método de hacer posible esto en humanos, sin embargo, al final se dio cuenta que no se puede evitar sino que forma parte de los ciclos de ésta vida terrenal.

Comentarios

Escribir un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Cargando…
Ir a la barra de herramientas