El náufrago y la hechicera

Escrito por
| 34 | 6 Comentarios

El náufrago,

harto de tanta soledad,

embotelló su ruego

y arrojó la botella

al devenir de las olas,

por un sí, un tal vez,

un quizá, un no sé.

 

La ilusión tan grande y absurda

-de otro modo no podría ser-

tras meses de derivar

regresó a costa.

 

La botella estuvo fuera de vista

durante varios viernes,

oculta entre algas.

Y hubo al fin un paseo,

y hubo un reflejo extraño

en la arena de la orilla.

Y así cuando no había esperanzas

fue descubierta,

ahora tan bienvenida

como había sido olvidada.

 

El mensaje decía que

Estela era su nombre,

que su apellido

le sabía a Mar

y también habían escritos

de alquimia,

fórmulas de números

con agua salada.

 

El náufrago, alérgico

de monodietas de coco y pescado

se aferró a su única ilusión

e hizo lo único que podía:

rezó y esperó.

 

El destino se apiadó esta vez

y consintió que la hechicera

fuera a naufragar a su lado.

 

Ahora nada ni nadie los puede separar

son como hambre y ganas de comer:

siempre se renuevan.

 

Aprendieron de tanta soledad

y tanta magia

cuando estaban separados;

ahora juntos

por toda la eternidad,

allí en su islita perdida

para los otros:

ellos no necesitan más.

 

 

 

 

 

Comentarios

  1. Opzmo

    7 abril, 2021

    ¡Buenas tardes, Pablo! Hermoso poema; me vi en la isla, me vi en el náufrago, pero guardaré el nombre de la hechicera solo para mí, porque no es de caballeros divulgar la identidad de ciertas damas. Un abrazo, Pablito.

  2. Mabel

    7 abril, 2021

    ¡Qué belleza! Un abrazo Pablo y mi voto desde Andalucía

  3. viky

    7 abril, 2021

    Es la isla perfecta. Lindo poema. Mi voto para ti Pablo desde Chile.

  4. Laura C.

    7 abril, 2021

    En alguna parte escuché que cuando dos se quieren bien, el resto sobra.
    Me gustó.
    Dejo mi voto.

  5. Pablo Mario Gambino

    7 abril, 2021

    Gracias, chicos. Para vos, Panchito; el nombre, que sería Stella Maris, fue una licencia poética. No me digas que no soy caballero que voy y te araño todo.

Escribir un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Cargando…
Ir a la barra de herramientas