La tortura

Escrito por
| 164 | 9 Comentarios

No, no, no. Sólo quiero crear, no competir. No le encuentro sentido a eso de que hay que vender muchos libros, escribir lo que el público quiere consumir, leer y producir basura, ver a tu colega escritor como un enemigo. Lo importante es fluir a través de tu obra, dejando entrever en ella tu verdadera esencia.

 (Malditos snobs, estúpidos a quienes les han hecho creer que, por conjugar con cierto sentido dos verbos seguidos, se han convertido en la reencarnación de Kafka. Tampoco soporto a los editores. No saben venderme. No saben ni leer de corrido. ¿No se dan cuenta de que soy un escritor de verdad, no una moda pasajera?)

 

Comentarios

  1. Luis

    1 septiembre, 2017

    Ah, la adolescencia, algunos ni la superamos, jeje. Un saludo y mi voto María-.

  2. Mabel

    1 septiembre, 2017

    Hay siempre una etapa de nuestras vidas en la que todo es negativo, nos viene mal y queremos demostrarnos que sabemos recrear, pero eso el Tiempo se encarga de mostrarnos ese camino en el cual estamos andando. Un abrazo María Florencia y mi voto desde Andalucía

  3. Pitus

    4 septiembre, 2017

    Lo catalogas como «micorrelato» pero es mas bien una declaración de principios. En todo caso, en tan breve espacio consigues que intutamos una inmensidad de conceptos y posturas de las que me siengto totalmente identificado.

  4. VIMON

    6 septiembre, 2017

    Muy buen texto. Saludos con mi voto.

  5. Hegoz

    7 septiembre, 2017

    Yo escribo para divertirme y si lo que escribo le llega a gustar a alguién, mejor. Pero en principio, el que tiene alma de artista o escritor, siente la necesidad de plasmar algunas cosas que se le ocurren y surge ese momento creativo que en mi caso me da mucho placer. Un abrazo y mi voto !!!

  6. ANTONIO A

    18 septiembre, 2017

    Lo importante es contarlo lo mejor que puedas para que guste a los demás.

  7. veteporlasombra

    27 enero, 2018

    Sí, a veces es una tortura este camino solitario, pero es que si uno calla revienta, y por eso escribe, para que no le revienten las palabras. Luego claro, están los oídos que quieran escucharlas, pero eso ya es otra cuestión… Un saludo.

Escribir un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Cargando…
Ir a la barra de herramientas